Marzo es el mes más temido del año por lo que significan sus gastos extras en el presupuesto familiar. Desde el permiso de circulación del vehículo (que implica pago de multas, contratar el SOAP, entre otros), hasta el inicio de los pagos de lo gastado en las vacaciones, pasando por las matrículas y útiles escolares por la vuelta a clases, se debe destinar hasta un 49% del total de los ingresos del mes a los diferentes ítems.


De hecho, según estudios, durante el año 2015 se estimó que en marzo el monto de deuda bancaria aumentó en un 10%. Si bien esta cifra es sólo para las instituciones bancarias, ciertamente debe verse abultada por el resto de instituciones.


Es decir, muchas familias utilizan estas herramientas financieras para sortear el tercer mes del año. A estas alturas ya se fue la primera quincena, pero aún queda marzo y seguramente todavía le restan cosas por pagar, como el permiso de circulación, por ejemplo.


No cabe duda que en este período del año se provocan muchos desajustes en los presupuestos familiares, y en algunos casos se debe hacer frente a compromisos sin contar con los recursos. La pregunta es ¿cómo lo hacemos?


Los expertos señalan que a veces se puede asumir un endeudamiento temporal, el que no es malo si está bien estructurado. En ese sentido, una alternativa es conseguir un préstamo o un avance en efectivo, una de las opciones recomendables es el SuperAvance de Líder MasterCard, que es un crédito adicional del cupo de la tarjeta, que permite disponer de dinero en efectivo y se puede solicitar en las cajas de Líder y Express de Líder, desde $10.000 y hasta $5.000.000 de 12 a 60 cuotas.


También se puede obtener en los cajeros automáticos de BancoEstado, desde $10.000 hasta $200.000, de 12 a 48 cuotas y finalmente, por transferencia electrónica depósito a la cuenta corriente, cuenta vista o vale vista banco BBVA.