A ti que vas en el Metro, te habrás preguntado más de una vez qué sentido tiene lo que haces.
Si vas al trabajo, de compras o cualquiera sea tu destino, se te pueden presentar oportunidades de hacer una buena acción: desde ceder el asiento, hacer un gesto amable, ayudar a alguien a ubicarse mejor en el carro muy lleno, entre otros, y no dimensionamos la trascendencia que este pequeño acto puede tener.

Cuenta un relato, de la sabiduría del pueblo de Israel, que un hombre muy anciano plantaba un pequeño árbol de algarrobo cuando de pronto pasó un emperador romano y le dijo burlonamente:

– ¿Acaso piensas tu anciano comer de los frutos de este algarrobo?

Y el anciano respondió: -“Claramente no comeré de sus frutos, pues tardará muchos años en empezar a darlos, pero planto el algarrobo porque durante mi vida comí de los frutos de otros algarrobos que fueron plantados antes que yo naciera. Los planto para que sus frutos sean comidos por aquellos que hoy no están”.

A ti que viajas en el Metro, muchas veces, sin querer, con una palabra amable, con un gesto, con una buena acción que realizas en el día, estás plantando semillas en niños que te ven, en jóvenes que te imitarán y el fruto de tu acción será visto mucho después, incluso cuando ya te olvides de la acción que hiciste.

Los que tenemos el privilegio de estar hoy con vida, disfrutamos de los frutos de la educación que nuestros padres nos dieron, de los aciertos o a veces desaciertos de la sociedad que nos rodea. Estos también fueron pequeños algarrobos sembrados muchos años atrás, con amor, esfuerzo y desinteresadamente.

Quiero darte un consejo, donde veas la oportunidad de hacer algo bueno, hazlo, serán semillas plantadas en tierra fértil, que tal vez no veas sus frutos, pero así, como cuando naciste alguien montó escuelas, hospitales y carreteras, que pueden y deben ser mejoradas, contribuye con la sociedad en la que vivimos para que nuevos frutos puedan aparecer.

Sigamos plantando algarrobos, para los que vienen y no conocemos. Ésta será la mejor forma de construir una sociedad mejor, más unida y con más amor fraterno.

Las opiniones expresadas aquí no son responsabilidad de Publimetro