Los “Días de…” son eventos muy importantes en los calendarios del comercio, ya que mueven a miles de personas a celebrar con salidas, regalos y todo tipo de detalles. Y el Día del Niño es uno de los mejores ejemplos. No por nada se ha ganado el título de “la segunda Navidad del año”, gatillando una sorprendente alza en las ventas de entre un 50% y un 60% respecto a un mes normal, según datos entregados por la Cámara Nacional de Comercio.

La celebración del Día del Niño está tan arraigada en la cultura nacional que el año pasado el 72% de los chilenos hizo un regalo en esta fecha. Sumado a esto, las familias están dispuestas a destinar parte importante de su presupuesto para celebrar a sus niños, razón por la cual un 64% de quienes regalan gastan -en promedio- entre $11.000 y $30.000.  

Respecto de qué comprar, las tendencias son claras y se mantienen estables durante los últimos años: a regalos como ropa y juguetes se sumó también la tecnología, ya sean consolas, tablets o smartphones. Además, sorprende gratamente el revival de uno de los objetos más preciados, ese que todos los papás queremos regalar: los libros. Y esto sin duda es un reflejo del boom que ha experimentado el mercado editorial dedicado a niños y adolescentes, quienes devoran best sellers que van desde novelas románticas y de ciencia ficción hasta las guías de vida de sus youtubers favoritos.

¿Y qué más ha cambiado en el Día del Niño? La forma en que los padres, tíos y abuelos buscan, encuentran y compran el “regalo prometido”. De acuerdo a cifras de Google, el interés por este día empieza a fines de junio, período en que las búsquedas web relacionadas con esta fecha comienzan a crecer, alcanzando su peak durante la misma semana del evento.

En las semanas previas al Día del Niño 2015, el gran protagonista fue el smartphone, que representó más de un 60% de las búsquedas realizadas, las que se vuelven cada vez más intensas a medida que se acerca la fecha. El interés demostrado en el buscador de Google va de la mano con las cifras de un estudio de Omnicom que arrojó que el e-commerce está agarrando cada vez más fuerza durante el Día del Niño, con un alza del 37% año a año, intensificada también por una caída anual de un 10% en las compras presenciales.

Si bien en un principio el público fue reticente al comercio online, lo cierto es que hoy, según una encuesta de Ipsos, el 64% de los chilenos confía en la venta en línea. Desde Google observamos que esto se debe a que el usuario local sabe cada vez mejor lo que quiere, está consciente de sus intereses y necesidades y, en definitiva, está evolucionando y migrando a la vida online.

Pero incluso con esto en mente, todavía hay un segmento de la población que no está del todo convencida. De acuerdo a una investigación de Adimark, más de la mitad de los chilenos se declara interesado en la tecnología y se conecta a internet todos los días, pero aún hay quienes no compran por este canal porque desconfían del sistema a la hora de pagar (36%) o porque simplemente no les interesa (33%).

Los beneficios de comprar por internet son muchos, y más que conocidos por muchas personas: ahorra tiempo, es cómodo y da la oportunidad de encontrar una gama mucho más amplia de productos y ofertas, e incluso acceder a mercados extranjeros.

En Chile ya contamos con una alta penetración de internet que crece año a año y cuyas redes, tanto fijas como móviles, se expanden cada día más, presentando distintos desafíos dependiendo del punto de vista que se mire.

Para las empresas de todos los tamaños, es un llamado a subirse al imparable carro del comercio digital, que ya tiene a un gran y creciente segmento de los usuarios a bordo.

Por otro lado, para las personas que aún no apuestan por la compra web, la invitación es a confiar en una solución que ha probado ser útil y atractiva en todo tipo de instancias y que, por sobre todo, funciona.

En este preciso momento mamás, papás, abuelos, tíos y padrinos están buscando cómo celebrar a los niños en su día. Si el regalo prometido es un libro, el videojuego de moda, un par de zapatillas o la muñeca de la película más taquillera del año, eso queda entre ellos y los festejados. Sin embargo, algo es seguro: hay dos formas de enfrentar una fecha como ésta. Una fácil y otra aún más fácil. ¿Cuál elegirá usted?

Las opiniones expresadas aquí no son responsabilidad de Publimetro