La exploración de mundos enmarcada en un simulador espacial (tipo survival) es una temática relativamente conocida que toma un sentido distinto cuando un pequeño equipo desarrollador da luces del alcance que este juego pretende abarcar.

Técnicamente 18 trillones de mundos, generados de manera automatizada por un método conocido como procedural generation, que hoy se usa en distintos juegos para añadir texturas y otros detalles, pero que en “No Man’s Sky” toma un significado a otro nivel, mostrando que los avances de esta generación de videojuegos no siempre llegan de los grandes y pueden venir desde un origen indie.

Hello Games, un pequeño estudio conformado por ex empleados de otros estudios como Criterion y EA, ha perpetrado algo sorprendente. Sin embargo lo técnico es una parte, y el resultado final no siempre coincide con el alcance propuesto.

La trama es difusa y casi inexistente (al menos en una primera mirada). Con tu nave averiada en un planeta desconocido es cuando el juego comienza a dar luces de su aspiración por ser diferente: no hay objetivos claros declarados. Buscar recursos para reparar tu nave, salir a un universo desconocido y simplemente explorar adaptándote para sobrevivir, debido a que dentro de tu viaje puedes encontrar climas y fauna hostiles y seres que querrán acabar con tu viaje.

Lo de la generación aleatoria de mundos a visitar no es al azar. Existen condiciones (como por ejemplo su lejanía del sol, clima, nivel de erosión, etc.) que afectan en qué recursos encuentras en cada uno de los planetas pensando en flora y fauna disponible.

Como mencioné antes, hay seres hostiles, pero de seguro tu arma la usarás más como herramienta que para el ataque. Si a ello le sumas que existen facciones, piratas estelares, centinelas (que mirarán nuestro comportamiento en algunos planetas) y otra clase de peligros, es cuando el juego comienza a tomar un nuevo sabor.

Existen posibilidades por montones, más que un objetivo específico, y es eso lo que en opinión de terceros ha generado seguidores y detractores. Sabemos qué hacer para sobrevivir, pero nos falta algo concreto para motivar nuestro avance y qué más atractivo que llegar al centro de la galaxia.

¿Lo divertido? De seguro será el camino. Los recursos y la adaptación que debemos llevar a cabo para mejorar nuestra herramienta, traje y nave (sea por búsqueda o intercambio) es lo que empuja a seguir avanzando.

El juego te asegura muchas horas de acción y exploración, con una experiencia bien lograda y estable. Ahora, algunos que llevan más horas de juego ya han reportado que en ocasiones se vuelve monótono, se pierde el contexto a la hora de explorar y por supuesto no está exento de bugs y caídas (lo cual ocurre con más frecuencia de lo que a uno le gustaría).

Sin embargo, existe información de que Hello ya prepara las respectivas actualizaciones y parches para lo cual debió equiparse de un grupo de desarrolladores enfocado en la calidad del producto (graciosamente mucho más numeroso que el equipo que desarrolló el juego, que fue bastante acotado).

Este juego ya venía anunciado desde hace años y el concepto que presentó era un tanto difícil de creer, más cuando viene de un estudio pequeño compitiendo de igual a igual contra gigantes de la industria.

“No Man’s Sky” es un título diferente a lo que actualmente ofrece la industria, es llamativo por su alcance casi inexplorable y ofrece elementos para ser el preferido de los jugadores de hoy (que buscan productos distintos). Personalmente lo recomiendo y si te atreves ya lo puedes encontrar para PS4 y PC.

Las opiniones expresadas aquí no son responsabilidad de Publimetro