Hace un poco más de un mes, los estudiantes han venido desarrollando actividades alusivas con manifestaciones, marchas, paralización de actividades académicas y tomas de liceos y universidades a lo largo del país, bajo el mando de organizaciones universitarias y secundarias como la Confech, Aces y Cones.

El nuevo impulso del movimiento estudiantil ha estado cuestionado por la opinión pública, lo que se reflejó en la última encuesta Cadem de junio, donde se expresó que el 75% de la ciudadanía rechaza las tomas en los establecimientos educacionales y un 50% expresó su descontento con las protestas que se han presentado durante las últimas semanas, las que han terminado con graves desórdenes como el ataque a la Iglesia de la Gratitud Nacional.

A pesar de los altos porcentajes de desaprobación, los universitarios y secundarios no han depuesto las manifestaciones ni las tomas, de hecho para este jueves 23 de junio la Confech convocó a una nueva marcha por la educación que se espera pueda recorrer desde Plaza Italia hacia Manuel Montt, y cada vez que Fuerzas Especiales de Carabineros desaloja un liceo, vuelven a ser retomados como es el caso del Instituto Nacional.

De acuerdo a un catastro elaborado por la Confech, a nivel nacional hay 105 liceos en toma y movilizados y 35 universidades en paro y toma.

“Hasta ayer habían 105 liceos a nivel nacional paralizados, lo que como estudiantes pudimos hacer el cálculo con los diferentes zonales distribuidos a lo largo del país”, señaló a Publimetro el vocero de la Aces, Diego Arraño.

Según el también dirigente estudiantil y vocero de la Cones, José Corona, esta cifra puede ir en aumento, ya que cada día se suman establecimientos educacionales por las nuevas actividades que se están realizando.

“Pueden ser alrededor de 130 liceos que están movilizados, esta información llega por los plenos y las federaciones, aún no hemos hecho el catastro por regiones, situación en la que se está trabajando”, aseveró Corona.