El subsecretario del Interior, Mahmud Aleuy, valoró la detención y prisión preventiva de los cuatro imputados por el atentado a una iglesia evangélica ocurrido en la comuna de Padre Las Casas, en la Región de La Araucanía. 

Los sujetos fueron formalizados por el delito de incendio terrorista. El Ministerio del Interior, querellante en el proceso, adhirió a lo dispuesto por la Fiscalía Regional. 

“Estos hechos cobardes no tienen nada que ver con reivindicaciones históricas del pueblo mapuche y no representan a nadie. Tanto la CAM (Coordinadora Arauco Malleco) como este grupo que quema iglesias (Weichan Auka Mapu) son simplemente delincuentes", aseveró. 

"En este caso, la policía actuó oportunamente y logró detener a los individuos que fueron puestos a disposición del tribunal”, destacó Aleuy. 

La audiencia realizada en el Juzgado de Garantía de Temuco, dirigida por la jueza Luz Arancibia, ordenó la privación de libertad Alfredo Tralcal Coche (45), Ariel Trangol Galindo (29), Benito Trangol (33) y Pablo Trangol Galindo (22), quienes serían integrantes del grupo Weichan Auka Mapu, y presumiblemente habrían participado en más de 10 atentados contra iglesias. El plazo dispuesto por el tribunal para las pesquisas fue de seis meses. 

Los cuatro individuos fueron detenidos anoche en las inmediaciones de la iglesia siniestrada, quienes portaban ropa embarrada, un cartucho, capuchas, alicates y guantes con combustible. Todos estos elementos serán periciados por Carabineros. 

Además, el subsecretario indicó que la invocación de la Ley Antiterrorista se explica ya que en el incendio de la iglesia “se utilizaron artefactos incendiarios que pudieron dañar –e incluso matar- a un grupo de adultos y niños”. 

“Las propias comunidades mapuches han dicho que no se sienten representadas por quienes utilizan la fuerza y la violencia para imponer sus planteamientos. No tienen ninguna legitimidad”, añadió Aleuy. 

PUB/SVM