Este miércoles se iniciaron entrevistas domiciliarias en 5 mil 700 viviendas Arica, lo que corresponde a una muestra aleatoria del 10% del universo total de hogares de la comuna y que tiene como fin determinar la dispersión del mosquito Aedes aegypti en el territorio. El comienzo de este nuevo proceso en terreno fue liderado por el subsecretario de Salud Pública, Jaime Burrows, junto a las autoridades regionales.

Esta acción se suma a la vigilancia vectorial y epidemiológica que se inició desde el lunes 18 de abril, cuando se informó de la aparición del mosquito en Arica.

Burrows destacó el trabajo en terreno con personal de la Seremi de la región, expertos en zoonosis y epidemiología del Ministerio de Salud, Bomberos, Ejército, Conaf, SAG y organizaciones de la sociedad civil, que se desarrolla desde el primer día de la contingencia.

“Hoy tuve la oportunidad de acompañar a los equipos con muy buena recepción de parte de la comunidad que nos ha abierto sus casas, permitiéndonos entrar para seguir buscando”, indicó. A esto agregó que “vamos hacer un tremendo esfuerzo como país, para volver a erradicar el Aedes aegypti de nuestra zona continental”.

De igual forma informó es muy importante que cada uno de los vecinos y vecinas tome conciencia de lo importante que tiene esto. “El mosquito que a uno lo pica es normalmente el que vive en la casa, porque es un mosquito que no vuela muy lejos, no más de 25 metros. Por lo tanto, es la tarea de cada uno de nosotros, protegernos y crear las condiciones dentro del hogar para que no se reproduzca”, destacó Burrows.

Dentro de las acciones que se está realizando en la región, destaca la campaña a través de los medios de comunicación dirigida a la comunidad. “Le estamos diciendo a las personas que no dejen los floreros con agua en los cementerios o en los patios de sus casas”, dijo la autoridad. Puntualizó que la recomendación es mantener los recipientes de agua tapados, y en el caso de los cementerios, que las personas reemplacen el agua de floreros por arena húmeda o esponjas húmedas.

Por su parte, la Intendenta de la Región de Arica y Parinacota, Gladys Acuña, planteó que “lo importante es que se han tomado y se están aplicando las medidas para controlar el foco; por otra parte, el personal a cargo tiene la capacidad y experiencia para asesorar de la mejor forma y así lograr un control lo más rápido y efectivo posible. El propósito final en el trabajo de las instituciones estatales, es el de evitar el establecimiento definitivo y la propagación de esta especie”.

La Seremi de Salud, Giovanna Calle, subrayó que en la comuna actualmente se encuentra el vector y que a la fecha, no se han detectado enfermedades asociadas al mosquito Aedes aegypti. Recalcó que es vital la vigilancia comunitaria que realizan los propios vecinos. “De los mosquitos pesquisados a la fecha, el 50% corresponde a llamados de los vecinos que han detectado la presencia del Aedes aegypti”.

Detalló que a la fecha, el total de ejemplares del insecto hallados corresponde a mosquitos que se encontraban en el patio de las viviendas, por lo cual llamó a la comunidad a reforzar las medidas sanitarias y de ordenamiento ambiental al interior de los hogares.

PUB/CM