El Tribunal de Curicó sentenció a presidio perpetuo simple a Vanessa Trigari, la madrastra acusada de asesinar al pequeño de 4 años Ángel Márquez en la comuna de Molina.

Cabe recordar que el pasado 16 de septiembre la mujer fue condenada por homicidio calificado del menor.

Con la sentencia, Trigari deberá permanecer un mínimo de 20 años de prisión, tras lo cual podrá optar a beneficios carcelarios.

La fiscalía por su parte pedía una pena de presidio perpetuo calificado en contra de la mujer.

PUB/CM