El Servicio Nacional de Geología y Minería (Sernageomin) determinó aumentar la zona de seguridad en torno al volcán Nevados de Chillán luego del incremento en la actividad sísmica en la zona durante las últimas horas.

De esta forma, los habitantes del sector deberán mantenerse lejos del macizo respetando un radio de dos kilómetros.

"Se han incrementado los monitoreos, también los trabajos con los municipios, con las comunidades para prepararse para una eventual erupción, pero el escenario hoy sigue siendo una alerta amarilla. La recomendación de no acercarse a los cráteres del volcán aumentó a un radio de seguridad de dos kilómetros", explicó a Cooperativa, la directora regional de la Onemi, Gilda Grandón.

En tanto, el director nacional del Sernageomin, Rodrigo Álvarez, hizo un llamado a los habitantes del sector para que estuvieran preparados para posible emergencia mayor.

PUB/AV