Un completo análisis dio a conocer a los medios de prensa nacional el director de Seguridad y Operaciones Marítimas, contraalmirante LT Mario Montejo, tras el cierre de la temporada estival comprendida entre el 15 de diciembre de 2015 y el 15 de marzo de 2016.

En las dependencias del Complejo de las Direcciones Técnicas Marítimas, ubicadas en Playa Ancha, Valparaíso, el Contraalmirante Montejo  inició el balance estadístico y de gestión detallando los números que arrojaron los noventa y un días del Plan Nacional de Protección Civil para Playas y Balnearios implementado por la Autoridad Marítima Nacional.

El total de accidentes registrados durante la temporada a lo largo del país fue de 338 casos, cifra que aumentó en un  11% en comparación con la temporada anterior 2014/2015. Como todos los años, se registran lamentablemente fallecidos y desaparecidos. Esta categoría representa un 8% del total de accidentes. Veinticinco personas fallecieron y dos aún se encuentran desaparecidas.  

Por otra parte, un positivo balance de efectividad en los procedimientos de rescate se reflejó en los índices de las personas rescatas ilesas llegando a un 79%, con 267 bañistas salvados sin ninguna consecuencia. Sin embargo, 44 personas lograron ser rescatadas con algún tipo de lesión, vale decir, el total de personas rescatas ilesas y lesionadas corresponden al  92%  de los accidentes registrados en esta temporada.

A nivel nacional se certificaron 1.157 playas de las cuales 151 fueron  aptas para el baño. Las restantes playas, 1.006 se clasificaron como no aptas. El 72% de los accidentes que se registraron ocurrieron en playas no aptas, vale decir, 243 accidentes. El 28% restante de los accidentes fue en playas aptas.

Anualmente el factor más relevante de las causas del tipo de accidentes sigue siendo la imprudencia temeraria llegando a un 70% de los índices,  236 accidentes se producen por la irresponsabilidad de los bañistas. Las actividades recreativas también ocupan un porcentaje importante en la causa de accidentes, esta temporada se registraron  63 accidentes equivalente al 19% del total. Otro índice importante es la cifra que arroja el factor de descuido de los padres con 15 casos de infantes.

Al efectuar un análisis detallado de las cifras estadísticas, como todos los años los bañistas provenientes de la Región Metropolitana  lideran  el ranking con 39% de las cifras y los extranjeros  con un 6%, de los cuales 11 son turistas argentinos.

Teléfono de Emergencias Marítimas 137

Persiste el mal uso del fono 137 “Emergencias marítimas” con un total de 9.247 llamadas falsas, equivalente al 92% del tráfico.  Solamente  890 llamadas fueron reales. Sin embargo, disminuyó en un 6% las llamadas falsas con respecto a la temporada anterior 2014/2015.

Edad de los bañistas

Respecto al rango de edad de las personas involucradas en emergencias marítimas, los antecedentes indican que en el tramo de los 16 a 25 años hay un total de 112 personas involucradas equivalente al 33% del total de accidentes, lo que sin lugar a dudas demuestra la importancia que tiene para la Autoridad Marítima seguir con sus campañas de educación y difusión en establecimientos educacionales, a fin de crear una mayor conciencia en lo que respecta a buenas conductas al momento de interactuar con el mar. Por otra parte, en los rangos entre 11 y 15 años hubo 75 personas involucradas. En el rango 26 a 35 años fueron 25 y en personas mayores de 36 años fueron 55. No obstante, un índice muy lamentable es la cifra de 23 infantes menores de  10 años involucrados en algún tipo de accidentes.

Lugar de los accidentes

Los parámetros estadísticos señalan que Coquimbo/La Serena, Algarrobo, Puerto Varas y Tongoy fueron las ciudades que presentaron el mayor índice de accidentabilidad en sus playas, con un total 226 accidentes representando el 67%. En Coquimbo/La Serena se registraron 125 accidentes, Algarrobo 47, Puerto varas 29 y Tongoy 25.

Marejadas y fragata portuguesa

En forma excepcional se registraron situaciones especiales respecto a los fenómenos naturales que aparecieron  durante esta temporada como fueron los cierres de playas productos de las marejadas y la presencia de las fragatas portuguesas. Lo anterior, generó un amplio dispositivo de seguridad con el objeto de prevenir y resguardar la integridad de los bañistas.

Finalmente, el Contraalmirante Montejo concluyó que el trabajo realizado durante esta última década  con los salvavidas, las patrullas marítimas y las campañas de educación y difusión entregaron un positivo balance de gestión, logrando obtener cifras cuantitativas muy alentadoras para nuestro trabajo institucional.

Desde la temporada del año 2009/2010 a la fecha se han registrado un promedio de 449 accidentes, lo que representa para esta temporada una disminución de un 25%. Este porcentaje nos refuerza a seguir avanzado en un camino del trabajo mancomunado con todos los organismos gubernamentales y entidades privadas que participan en este Plan Nacional.

PUB/CM