La Presidenta Michelle Bachelet inauguró esta jornada, en la Plaza de la Constitución, la exposición itinerante “Sitios de Memoria: Patrimonio de los Derechos Humanos”, que permanecerá en ese lugar hasta este domingo. La curatoría fue preparada por la Subsecretaría de Interior, y muestra lugares donde la dictadura de Pinochet torturó personas. 

“Esta muestra frente al Palacio de La Moneda que hoy he recorrido, reúne las imágenes e historia de 19 Sitios de Memoria a lo largo de Chile. Cada imagen evoca emociones profundas a quienes conocemos esta historia. Y debe servir de lección a las nuevas generaciones”, señaló la mandataria al inicio de su discurso. 

El Consejo de Monumentos Nacionales ha declarado diecinueve Sitios de Memoria como Monumento Nacional, en la categoría de Monumento Histórico, señalando que estos espacios tienen un valor fundamental para nuestra nación. Su reconocimiento es una expresión de reparación simbólica, que dignifica a quienes fueron víctimas y sus familias, además de promover el respeto y compromiso irrestricto de toda la sociedad con los Derechos Humanos. 

“La mayoría de esos Sitios de Memoria han sido conservados gracias al empeño y la lucha valiente y tenaz de diversas agrupaciones de ex prisioneros políticos y sobrevivientes, quienes han hecho de la memoria una causa importantísima. Y a ellos debemos, en primer lugar, nuestro homenaje y nuestra gratitud”, dijo la Presidenta. 

Y agregó: “Gracias a esas agrupaciones, y en muchas oportunidades gracias a la propia comunidad, a los vecinos, es que el Estado ha ido poco a poco tomando la responsabilidad de proteger y poner en valor lugares fundamentales para el recuerdo de lo ocurrido en Chile”. 

Además, la máxima autoridad del país abordó el conocimiento del centro de tortura denominado “El hoyo”: “También aquí, bajo esta plaza, se violaron los Derechos Humanos. Vamos a hacer todo lo necesario para que ese centro de tortura sea también un Sitio de Memoria, que preserve el recuerdo de quienes aquí sufrieron tanto”, precisó. 

Al finalizar sus palabras, la jefa de Estado reiteró la importancia de iniciativas como esta exposición, porque recuperar la memoria, que lo ocurrió no se olvide, es importante. 

“Que el dolor, el tormento y la muerte de miles de compatriotas se transforme en nueva vida, en aprendizaje, en una cultura del respeto a los derechos humanos y de convivencia entre iguales. Ese es nuestro compromiso y es también el compromiso de millones de chilenas y chilenos”, enfatizó. 

PUB/CM