Una persona detenida y la incautación de casi 10 kilos de droga y de un vehículo 4x4 fue el resultado de una fiscalización realizada por el nuevo Equipo de Frontera de la PDI, creado recientemente en la Región de Tarapacá, para impedir el ingreso de estupefacientes al país. 

La fiscalización se realizó de noche en la Ruta A-15, que une la comuna de Huara con Colchane, donde los detectives localizaron un vehículo 4x4 que se desplazaba a gran velocidad, por lo que iniciaron una persecución. 

El chofer sospechoso arrojó una mochila que fue recogida por los efectivos policiales, en cuyo interior encontraron diversos paquetes envueltos con cinta adhesiva. La prueba de campo arrojó positivo ante la presencia de cocaína base y cannabis sativa. 

Posteriormente, se logró la captura del sospechoso, identificado como E.A.C., 22 años, de nacionalidad boliviana, quien había ingresado en forma ilegal a nuestro país. Fue detenido por el delito flagrante de infracción a la Ley 20.000 de Drogas. 

Los paquetes incautados contenían 5 kilos 704 gramos de cocaína base y 4 kilos 171 gramos de cannabis sativa, lo cual permitió sacar de circulación 9.500 dosis, avaluadas en 85 millones de pesos. 

El jefe de la Brigada Antinarcóticos de la PDI de Iquique, comisario Pedro Aracena, señaló que el detenido fue contratado por ciudadanos chilenos. 

"El modus operandi de estas organizaciones criminales es pagarles a ciudadanos extranjeros que ingresan la droga a pie o bien en vehículos por pasos no habilitados, realizando luego la entrega de droga en la ciudad y para ello cuentan con equipos de telecomunicaciones con los cuales intentan evadir el control policial, lo cual en este caso no ocurrió”, indicó el jefe policial. 

El detenido quedó a disposición de la fiscalía local para su formalización por tráfico de drogas. 

 

PUB/VJ