Con variaciones mínimas en la evaluación ciudadana de la última encuesta Plaza Pública Cadem, inicia esta semana la Presidenta Michelle Bachelet.

Eso, porque la aprobación de los consultados por su gestión descendió dos puntos, del 28 al 26 por ciento, y porque la desaprobación se mantuvo en un 63 por ciento.

La encuesta señala que el principal capital de la Jefa de Estado sigue siendo que "Tiene carisma", pues un 64 por ciento de los encuestados así lo señala, mientras que el 34 por ciento de ese universo piensa lo contrario.

También es positiva la evaluación del atributo ""Conoce las necesidades de las personas", porque un 51 por ciento de los consultados así lo cree.

Los otros atributos, que van a la baja desde que asumió su actual mandato, siguen en la zona crítica de la evaluación ciudadana: "Tiene capacidad para solucionar los problemas del país" (35%), "Cuenta con autoridad y liderazgo" (35%), "Le genera confianza" (34%), y "Cumple lo que promete" (29%).

Por otro lado, el gabinete ministerial mantiene su precaria evaluación a nivel ciudanano. Su aprobación se mantuvo en el 19 por ciento, y su desaprobación subió dos puntos, del 69 al 71 por ciento.

En las áreas de gestión, al Gobierno tampoco le fue bien en esta última encuesta Cadem, ya que el único ítem evaluado satisfactoriamente es el de "Relaciones internacionales" (48%), pero todos los otros siguen en rojo.

"El desarrollo energético", 33%; "La Educación", 32%; "La creación de empleo", 27%; "La Economía", 27%; "El transporte público", 22%; "La Salud", 21%; "La lucha contra la delincuencia", 14%; "El conflicto mapuche", 12%, y "La corrupción", 9%.

60% cree que medidas de Comisión Engel permitirán restablecer confianza en la política

Al cumplirse un año de la entrega del informe elaborado por el Consejo Asesor Anticorrupción, Plaza Pública-Cadem realizó un estudio para medir el impacto que han tenido en la opinión pública las medidas propuestas por la Comisión Engel.

En marzo del 2015, y en medio de los casos Penta, SQM y Caval, la Presidenta Michelle Bachelet convocó una Comisión Asesora Presidencial contra la corrupción, los conflictos de interés y el tráfico de influencias,  liderada por el economista, académico  y presidente de Espacio Público, Eduardo Engel. Tras 45 días de trabajo, el 24 de abril la denominada “Comisión Engel” entregó un informe con más de 236 medidas para mejorar nuestra democracia.

Así, tras un año de aquel hito, tanto el Ejecutivo como el Congreso -junto al apoyo de la Comisión-, han logrado sacar adelante una serie de leyes que, para el 60% de los chilenos, permitirán recuperar en el futuro la confianza ciudadana en la política, según un último estudio de Plaza Pública-Cadem. Entre ellas, las con mayor conocimiento son: Que las empresas no podrán donar a las campañas ni a los partidos (59%); Que el candidato que sea elegido con financiamiento ilegal podrá perder su cargo (56%); y que habrá penas de cárcel para los involucrados en el financiamiento irregular (54%). Luego, le siguen Que los electores podrán conocer a los principales financistas de los candidatos antes de la elección (40%) y Que se debe cumplir una cuota del 40% de mujeres en los órganos directivos de los partidos políticos (37%).

A su vez, al consultar sobre la contribución que tendrá cada una de estas medidas sobre la transparencia de la política y la democracia interna de los partidos, un 59% sostiene que ayudará mucho/bastante que el candidato que sea electo con financiamiento ilegal pierda su cargo. Asimismo, un 58% afirma que las penas de cárcel para los involucrados en el financiamiento irregular servirían mucho/bastante para la trasparencia de la actividad política. Un escalón más abajo se ubican que los electores conozcan a los principales financistas de las campañas (52%); que las empresas no puedan donar a la política (49%); y la cuota de 40% de mujeres en las directivas de los partidos (48%).

Para Eduardo Engel, ex presidente del Consejo Asesor Anticorrupción y actual presidente de Espacio Público, se trata de resultados alentadores, dado que “el efecto de las primeras leyes aprobadas se va a empezar a notar recién en el segundo semestre, en las campañas municipales”.

En este sentido, reafirmó la importancia de seguir empujando las medidas que aún quedan pendientes, para efectivamente restablecer la confianza pública en la política. “Es importante que la ciudadanía y los medios puedan seguir monitoreando las discusiones que se dan en el Congreso, ya que esta agenda es responsabilidad de todos los actores”, aseguró.

PUB/CM