La Cámara de Diputados aprobó hoy el proyecto que permite regularizar viviendas sin pago de multas y con importantes rebajas por concepto de derechos municipales. La iniciativa está dirigida a familias de sectores vulnerables que no podían postular a beneficios habitacionales por no contar con recepción municipal. 

La ministra de Vivienda, Paulina Saball, explicó que “esto nos va a permitir resolver con mucha mayor prontitud y calidad el proceso de reconstrucción en el sector rural de la región de Coquimbo”. 

La secretaria de Estado agregó que esta nueva ley “permitirá sanear una vivienda que se construyó en la medida que cumpla con los requisitos necesarios de habitabilidad, emplazamiento, seguridad y construcción, en aquellos casos en los que las familias no tramitaron permiso de edificación y que, por consiguiente, no cuentan con recepción municipal, situación especialmente grave en sectores vulnerables”. 

Lo anterior es especialmente relevante para las familias que quieren postular a los programas de mejoramiento y ampliación de vivienda que exigen tener regularizada su propiedad, por lo tanto con esta ley se les permitirá a las familias que quieran mejorar su calidad de vida, sanear su vivienda, evitando así que queden fuera del sistema. 

“Este es un proyecto de ley que facilita la regularización haciéndonos cargo de las condiciones de seguridad, habitabilidad y constructibilidad, es decir, generarles a las familias una oportunidad de regularizar, pero haciéndolo con responsabilidad y procurando que las viviendas alberguen con toda la calidad técnica necesaria a las familias que allí habitan”, remarcó la ministra Saball. 

PUB/VJ