La ministra de Relaciones Exteriores de Perú, Ana María Sánchez, expresó su opinión sobre la moción de un grupo de congresistas locales que solicitaría gestionar con Chile el préstamo del monitor Huáscar -que actualmente está en Talcahuano- por 90 días para que recale en el puerto de Paracas, todo en el marco del Bicentenario del país incaico.

De acuerdo a lo consignado por  El Comercio, la secretaria de Estado peruana aseguró que la celebración de los 200 años de vida independiente "es un homenaje a la vivencia de un país como República. Pero esto (que la embarcación sea solicitada), en lo personal, me parece desacertado".

A juicio de la canciller, esto se debe a que "el Huáscar es un trofeo de guerra" y el Bicentenario es una celebración de la independencia del Perú y "no de la Guerra con Chile".

Por último, Ana María Sánchez aseveró que los marinos peruanos se abren a la opción de que el Huáscar retorne al país pero "para hundirlo. Porque el sentimiento del marino es que (ahí) murió Miguel Grau".

Desde nuestro país, a su vez, el rechazo a la idea impulsada por 50 legisladores peruanos es transversal. Por ejemplo, el diputado PPD Jorge Tarud -y miembro de la comisión de RREE de la Cámara- indicó que "Chile no puede aceptar esta propuesta", mientras que el UDI Jorge Ulloa recordó que "el Huáscar está a buen recaudo en Talcahuano, la Armada de Chile homenajea a los comandantes que allí murieron y a todos los combatientes".

PUB/VJ