Causas laborales, demandas civiles y querellas son algunas de las acciones judiciales que registra el 46,8% de los ocupantes del Congreso Nacional -en total 158 sumando diputados y senadores- y que actualmente están en ejercicio durante los últimos cinco años.

De acuerdo a lo consignado este sábado por La Tercera, por ejemplo el 55% de los senadores está vinculado a alguna querella o demanda, lo que equivale a 21 casos. Los diputados, a su vez, llegan al 44% o 53 casos similares.

Otro punto fueron las acciones que tienen que ver con las leyes laborales. Acá, uno de cada cinco parlamentarios debió responder antes recursos judiciales presentados por alguna AFP o la administradora del Fondo de Cesantía, todo por retrasos o no pago de dineros correspondientes a previsión.

Las causas penales donde se solicita el desafuero de algún parlamentario también llama la atención de la opinión pública, escenario que algunos han logrado sortear de manera exitosa y otros no. En el primer grupo están Christian Urízar (PS), Marcelo Chávez (DC), Gustavo Hasbún (UDI), Jorge Sabag (DC) y Cristina Girardi (PPD).

En la lista de quienes sí perdieron su fuero están Jaime Orpis (UDI), Carlos Bianchi (Independiente), Rosauro Martínez (RN) y Gaspar Rivas (Independiente).

PUB/VJ