Ocurrió el martes. El fiscal que hasta ese día estaba encargado de investigar a SQM decidió renunciar al equipo investigador, luego que su compañero Carlos Gajardo fuera alejado de la causa. Y aunque la noticia de este cambio se conoció recién este miércoles, ya hay una tesis que explica todo: un eventual quiebre en el equipo investigador. 

Así al menos lo asegura La Segunda, medio que indica que la decisión de Emiliano Arias fue tomada por diferencias insalvables en cómo se estaría llevando a cabo la investigación desde que Sabas Chahuán terminó su mandato como Fiscal Nacional y su puesto fue ocupado por Jorge Abbott.

A nivel de trascendido, se hablaría que la renuncia fue acordada por el mismo Emiliano Arias, Jorge Abbott y el fiscal regional de Valparaíso, Pablo Gómez, quien quedó a cargo del caso SQM. 

Tras su llegada, Arias había explorado el involucramiento de Marco Enríquez-Ominami en el caso, producto de la relación que tenía con el ex gerente general de la empresa, Patricio Contesse, además de unas boletas que habría emitido la minera no metálica a nombre de su asesor, Cristian Wagner.

Otra de las aristas que investigó fue el financiamiento de la política a causa de boletas emitidas por SQM, y donde se habrían encontrado nexos con Fulvio Rossi, Pablo Longueira y el ex presidente Sebastián Piñera. 

Asimismo, habría estado analizando una serie de correos electrónicos entre Contesse y Longueira, los que se habrían enviado mientras se tramitaba el royalty minero. 

Desde la Fiscalía Occidente aseguran que Arias fue solicitado por el nuevo fiscal regional, José Luis Pérez Calaf, con el objetivo de reintegrarlo en investigaciones que lleve adelante el Ministerio Público de esa zona. 

Por otra parte, el fiscal Pablo Gómez seguirá a cargo del caso SQM junto con Carmen Gloria Segura y el equipo de fiscales adjuntos que lo acompañaban. 

PUB/JLM