Chile quintuplicó los residentes extranjeros en los últimos 30 años, que actualmente representan un 2,3 % de la población chilena total, según un informe migratorio que difundió este miércoles el banco BBVA.

Se estima que durante el año pasado la población inmigrante en el país habría alcanzado la cifra de 478.000 personas, en su mayoría peruanos, argentinos y bolivianos, detalló el informe del Departamento de Estudios de la entidad financiera.

"Tanto en la cantidad como en el flujo de inmigrantes destaca la población de origen suramericano, mientras que se observa una creciente llegada de inmigrantes de origen centroamericano", puntualizó el documento.

Agrega que en los últimos diez años, el porcentaje de extranjeros que adquieren residencia definitiva y están clasificados como empleados en Chile aumentó desde el 30 % al 50 % del total.

BBVA precisó que América del Sur "continúa siendo" la principal región de origen de la migración y consigna que Chile pasó de alojar a 83.805 residentes extranjeros, según el censo oficial de 1982, a 410.986 conforme a estimaciones del 2014.

En marzo pasado, el Departamento de Extranjería del Ministerio del Interior señaló que en Chile existen 477.553 inmigrantes, de los cuales 177.178 son peruanos.

De igual forma aseguró que si bien la inmigración más numerosa proviene de Perú, la que más crece procede de países caribeños, como Haití y República Dominicana.

PUB/CM