Un grupo de pescadores artesanales se tomaron este lunes la ruta que une a Castro con Quellón en Chiloé para protestar contra las medidas del Gobierno por la marea roja.

Esto luego que el Ejecutivo decretara zona de catástrofe a la Región de Los Lagos por este tema, aunque los manifestantes aseguraron que los recursos adicionales que se utilizarán serán sacados desde la propia zona, por lo que otros proyectos destinados a dicha área quedarán pospuestos o desechados.

"Hoy nos sentimos perjudicados por la marea roja llevamos dos meses dialogando con el Gobierno buscando consensuar las mejores opciones para nuestra gente, pero el Gobierno no nos quiso escuchar", sostuvo Denisse Alvarado, dirigenta de pesca artesanal de Quellón.

Además, alegó que "se quieren bajar proyectos que están dentro de la región, porque tienen que sacar las platas a nivel regional. El intendente es tozudo, ni siquiera quiere conversar".

En tanto, comunidades mapuche que habitan en la ribera de la isla también se sumaron a la protesta. "Si tu vas a declarar zona de catástrofe en la zona de los lagos, no puede ser con los recursos de la región, tiene que ser con plata nacionales", manifestó un lonco de la zona.

PUB/CM