La Comisión de Derechos Humanos del Senado aprobó y despachó la Ley de Identidad de Género,  dejándola lista para su votación en la Sala y su posterior debate en la Cámara Diputados.

La vocera trans del Movilh, Paula Dinamarca, precisó que “fueron tres largos, excesivos e injustificados años de tramitación en esta Comisión que literalmente tenía secuestrado el proyecto de ley. Hoy ha sido liberado y podrá avanzar”.

Dinamarca, quien estuvo presente durante toda la sesión de hoy, se declaró “esperanzada de que por fin las mujeres y hombres transexuales vayamos a ser identificados con el nombre y sexo que nos representa. Hemos sufrido desde siempre por esta intromisión del Estado en nuestra intimidad, pero hoy se ve un horizonte de mejor igualdad”.

“Exigimos desde ya a la sala del Senado que discuta y vote en breve el proyecto de ley, para continuar el trámite en la Cámara de Diputados. El despacho hacia la Cámara debió ocurrir el año pasado, pero debido a presiones y maniobras de la senadora Van Rysselberghe fue imposible”, redondeó

Durante la jornada, la Comisión de Derechos Humanos del Senado aprobó variados aspectos sobre los cambios biológicos y legales para los menores de 18 años.

En el primer campo, determinó que sólo los mayores de 18 años podrán someterse a cirugías, mientras que proceso de hormonización estará permitido desde los 14 años, siempre que sea analizado caso a  caso.

En relación a la partida de nacimiento, se aprobó que los mayores de 18 años siempre podrán cambiar su nombre y sexo legal con un trámite simple en el Registro Civil, mientras que para los menores de edad deberá efectuarse en Tribunales de Familia.

En el caso de quienes tienen entre 0 y 17 años, el juez accederá siempre al cambio de nombre y sexo legal, cuando los tutores o padres del menor están de acuerdo y aportan cualquier tipo de antecedente.

Si hay discrepancias entre los tutores o padres, el juez podrá solicitar antecedentes médicos, o de otro tipo, para mejor resolver.

Otro aspecto debatido hoy, se relacionó con indicaciones de la Senadora Jacqueline Van Rysselberghe que buscaban anular los matrimonios de las personas trans que cambien su identidad legal. “Felizmente esa indicación fue rechazada”, sostuvo Dinamarca.

“Lamentablemente se aprobó una indicación para que ley entre en rigor un año después de ser publicada, y no luego de seis meses como exigimos. Esperamos corregir este punto, así que todos aquellos que obstaculicen la igualdad para niños o niñas,  en sala del Senado o en la Cámara de Diputados”, puntualizó Dinamarca.

PUB/NL