El equipo de profesionales que defenderá a Bolivia en la disputa con Chile sobre si el Silala es un manantial o un río internacional sostendrán reuniones técnicas desde este martes en La Haya, anunció hoy una fuente oficial.

En las reuniones participarán algunas autoridades bolivianas y profesionales provenientes "de las más grandes universidades europeas expertas en materia de aguas, recursos hídricos y manantiales naturales", dijo a los medios el procurador general del Estado, Héctor Arce, que también asistirá a los encuentros.

Asimismo participarán los abogados extranjeros que asesoran a Bolivia en la demanda marítima planteada contra Chile ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya y "otros nuevos asesores internacionales" que ha contratado el país altiplánico "para el tema específico" del Silala, agregó Arce.

Bolivia sostiene que el Silala son manantiales de la región andina de Potosí (suroeste) cuyas aguas fueron canalizadas artificialmente por una empresa chilena en 1908 hacia el territorio vecino para su aprovechamiento en locomotoras.

Chile, por su parte, defiende que se trata de un río de curso internacional y por tanto tiene derecho a su uso.

El Gobierno de Evo Morales anunció en marzo pasado que llevaría esta controversia ante el alto tribunal de Naciones Unidas, pero Chile se adelantó y hace unas semanas presentó su propia demanda sobre este asunto.

La demanda chilena pide a la CIJ que determine si el Silala son manantiales o un río internacional, mientras que la contrademanda boliviana, que aún no ha sido presentada, busca lograr de Chile una millonaria indemnización por el uso de ese recurso hídrico.

Los agentes de Chile, Ximena Fuentes, y Bolivia, Eduardo Rodríguez Veltzé, se reunieron el jueves con el juez presidente de la corte, Ronny Abraham, para discutir los plazos para la presentación de sus argumentos en su disputa sobre el Silala.

Arce señaló que uno de los temas que tratará el equipo boliviano en sus reuniones, que durarán tres días, serán los plazos acordados por ambos agentes.

El procurador ratificó la versión boliviana de que el Silala son manantiales que fluyen por canales artificiales hacia Chile y que para comprobar esto basta con visitar la zona.

Concluyó que "la verdad, la razón y la certeza están del lado del Estado boliviano" en este caso y criticó que Chile, "por fines políticos", haya decidido actuar contra Bolivia "con una demanda muy precaria, liviana en lo jurídico, poco razonada y contradictoria".

PUB / DIG