La Corte de Apelaciones de San Miguel replicó el criterio utilizado por la justicia en Talca, al eximir a cuatro niñas de recibir la vacunación contra el virus del papiloma humano (VPH).

Los padres de las estudiantes presentaron el recurso contra la campaña de inoculación del Ministerio de Salud, transformándose en el primer caso de este tipo llevado a la justicia en Santiago y el segundo a nivel nacional.

En la acción acogida por la corte de San Miguel, se solicitó “suspender definitivamente la administración de la vacuna  contra el VPH, a los rangos etarios que se han agregado en virtud del decreto exento Nº865 del 2015”.

Según reproduce La Tercera, los recurrentes solicitaron además que “se ordene dar estricto cumplimiento a la Ley 20.584 (de Deberes y Derechos de los Pacientes) informando a los padres y apoderados de las alumnas acerca de las ventajas y desventajas o posibles efectos adversos de la vacuna contra el VPH, a través del envío del folleto de información del paciente, y se respete su decisión respecto de aceptar o rechazar dicha vacuna”.

Cabe recordar que la campaña del Ministerio de Salud espera inmunizar a 450 mil niñas de entre 4º y 8º básico.

PUB/NL