Un programa de intervención social que permite resolver diferencias entre vecinos sin necesidad de la intervención de los tribunales de justicia, fue implementado en Curanilahue. Ruca Lihuen, "Casa de la Luz", tiene como objetivo mediar en situaciones de conflicto entre vecinos y colaborar a la solución de sus diferencias mediante el diálogo y la implementación de acuerdos que eliminen las tensiones al interior de los barrios, sin necesidad de recurrir a los tribunales.

"Esta iniciativa involucra a cuatro sectores de nuestra comuna: Chillancito, Carcoop-Navidad, Población Javiera Carrera y Miraflores. Dicho Proyecto representa una inversión de 36.419.970  pesos, con los que se implementó un equipo de profesionales los cuales desarrollarán trabajo en terreno en conjunto con las distintas instituciones y organizaciones como, PDI, Carabineros, Juzgado de Policía local, oficina de la mujer, de la infancia, SENDA", dijo el alcalde de la ciudad Luis Gengnagel.

El edil agregó que "este proyecto tiene una duración de 10 meses. Algunas actividades a realizar son: mesas barriales, elaboración de diagnósticos, operativos en terreno, capacitaciones, talleres artísticos, campeonatos de fútbol de salón, carnaval y otras actividades con alta participación de la comunidad.La idea es acercar a las familias y contribuir a solucionar las diferencias que tengan, con equilibrio y buena voluntad".

Gengnagel, además, encomendó a los funcionarios del gobierno regional presentes "que estas iniciativas de intervención social no sean puntuales, sino que tengan continuidad en el tiempo y, en lo posible favorezcan a toda la comunidad y no estén solo focalizadas a un sector específico. Se agradece el apoyo brindado para ofrecer esta oportunidad de mejorar las relaciones inter familiares en diversos barrios pero el esfuerzo se verá diluido si estas iniciativas no tienen carácter permanente", dijo la autoridad.