La Policía de Investigaciones de Chile (PDI) se encuentra investigando el deceso de un hombre de 73 años, quien falleció luego que un tubo de PVC se incrustara en uno de sus ojos.

El sujeto, identificado como Ángel Rosas Romero, fue encontrado tras el hecho al interior de su domicilio por su hija, quien intentó socorrerlo sin éxito.

Según detalló Soy Chile, el hecho ocurrió luego que el hombre -por causas que serán indagadas- perdió el equilibrio, se golpeara contra una pared lo que finalizó con el tubo causando la lesión fatal.

Tras el incidente se dio aviso a personal del Samu, quienes arribaron al domicilio cuando la víctima ya había fallecido.

PUB/VJ