Un llamado a la comunidad a denunciar sin miedo el microtráfico de drogas en las poblaciones, hizo la PDI luego de descubrir y desbaratar un punto de venta que funcionaba en una zona residencial de Los Ángeles, en la Región del Biobío. 

El hecho, protagonizado por la Brigada Antinarcóticos de la policía civil, se registró en el pasaje Otawa de la villa Montreal de esa comuna, a solo 50 metros de un jardín infantil. 

Y fue gracias a una denuncia anónima que se realizó el procedimiento, luego que basándose en los datos aportados por la delación, la Fiscalía emitiera una orden de ingreso y registro en el domicilio referido. 

En el lugar se constató la venta de pasta base de por parte de una mujer de 40 años, quien mantenía antecedentes policiales por diferentes delitos, y que mantenía en su poder unos 60 papelillos de la droga.