nternado en la Unidad de Tratamiento Intensivo (UTI) del hospital Militar se encuentra un cabo segundo del Ejército, identificado como Boris González, luego de ser apuñalado ayer domingo por un individuo en la comuna de San Joaquín, quien ya fue apresado

El hecho se produjo cuando el uniformado, de la dotación de la Academia Politécnica Militar, concurrió hasta la casa del detenido -identificado como Carlos Muñoz, de 54 años- para increparlo por mantener contacto permanente con menores de edad y acusarlo directamente de abuso sexual.

En medio de la discusión, Muñoz le propinó al uniformado cuatro heridas cortopunzantes con un arma blanca en el abdomen, dejándolo gravemente herido.

El agresor fue capturado por Carabineros para ser pasado a tribunales para su control de detención y posterior formalización, mientras la investigación del caso quedó en manos de laBrigada de Homicidios de la PDI, según lo dispuesto por la Fiscalía.

PUB/NL