La Brigada de Homicidios de la Policía de Investigaciones (PDI) detuvo a tres sujetos presuntamente vinculados con la muerte de una niña de 11 años, quien este domingo recibió un impacto de bala mientras jugaba en el patio de su casa de la comuna de Pudahuel. 

Según consignó radio Biobío, los detenidos son dos hermanos y un primo de éstos, quienes habrían efectuado los disparos en el sector Mar de Drake con Laguna Sur. 

Los tres detenidos pasarán a control de detención en las próximas horas y producto de este procedimiento también se logró incautar cuatro armas de fuego. 

Hasta el momento no se ha identificado cuál de los tres sujetos efectuó el disparo que acabó con la vida de la niña, identificada como Belén Reyes. 

La pequeña víctima fue trasladada en primera instancia al Hospital Félix Bulnes y luego al Hospital Metropolitano de Providencia, pero pese a los esfuerzos médicos, falleció finalmente este lunes. 

Este caso se suma al ocurrido anoche en la comuna de Puente Alto, donde un niño de siete años también recibió el impacto de una “bala loca”, por lo que se encuentra con riesgo de perder uno de sus ojos. 

De acuerdo a las primeras informaciones, el niño habría estado con su madre en un paradero del Transantiago, y al momento de abordar un bus -a la altura de Sargento Menadier- recibió el tiro en el ojo. 

Luego de eso el menor fue trasladado al hospital Sótero del Río, donde se evalúa su condición, y según Carabineros, el disparo se habría producido en el marco de una disputa entre bandas rivales del sector, y hasta ahora no hay detenidos por el hecho. 

PUB/CM