Al menos dos diputados del Partido Por la Democracia (PPD) podrían renunciar al partido por mostrar “desavenencias” con algunas decisiones tomadas por la mesa del partido. Se trataría de los legisladores Tucapel Jiménez y Cristián Campos, quienes en los próximos días podrían oficializar su desvinculación del conglomerado. 

En este sentido, Jiménez indicó que "el escenario que me acomoda es la independencia y quiero recuperar eso. Estoy viendo el mejor momento para hacerlo, porque no quiero dañar el partido", añadiendo que “me he dado de a aquí a diciembre” para tomar una determinación. 

En dicho contexto, el parlamentario lleva alrededor de siete meses pensando en la salida. Entre los hechos que incomodan la militancia de Jiménez destacan el eventual pronunciamiento del PPD a favor de la candidatura presidencial de Ricardo Lagos, con quien el diputado mantiene una larga disputa luego que este último, en su calidad de jefe de Estado, indultó al asesino de su padre durante la dictadura, Manuel Contreras Donaire. Además, Jiménez presenta molestia por el rechazo de algunos senadores del partido quienes se muestran reacios a aprobar el proyecto de ley de elección de intendentes. 

Por su parte, Campos también tendría pensado dejar el conglomerado de calle Santo Domingo a causa de razones valóricas. El legislador es contrario al proyecto de aborto en tres causales y el matrimonio igualitario, iniciativas que su partido apoya. 

"Mi continuidad en el PPD es algo que voy a decidir en octubre", señaló Campos. No obstante voces al interior del partido afirman que la decisión del legislador ya estaría tomada. 

Cabe señalar que, en abril pasado, diputado Pepe Auth presentó su renuncia a la colectividad, acusando al senador Guido Girardi de “socio controlador” del partido. De llevarse a cabo las renuncias el PPD podría pasar, en pocos meses, de tener 15 diputados a solo 12. 

 

PUB/CM