Los diputados de la UDI Claudia Nogueira y Enrique van Rysselberghe se refirieron a las “dudas” expresadas por el Ministro del Interior, Jorge Burgos, respecto de una de las causales contenidas en el proyecto que busca despenalizar el aborto, afirmando que “con sus declaraciones, el Secretario de Estado ha confirmado que el proyecto es inconstitucional”.

“Si el principal asesor de la Presidenta de La República tiene esas dudas constitucionales respecto de un proyecto de ‘su gobierno’, es evidente que una vez más el ideologismo le ganó a la ley y a la Constitución, pero esta vez lamentablemente la retroexcavadora está usando su mayoría circunstancial para condenar a muerte a inocentes”, subrayaron.

Nogueira expresó que “la crítica destemplada de los dirigentes de la Nueva Mayoría sólo viene a demostrar la desesperación que sienten por ‘haber sido pillados’ en una ilegalidad, y fue uno de los suyos quien con su natural honestidad les dice que esta ley es ilegal”.

Por su parte, Van Rysselberghe puso énfasis en que “Burgos ha sido el ministro más maltratado por Bachelet y la izquierda; sin embargo, le reconocemos ser un político de trayectoria que tenía un gran capital que puso a disposición de este gobierno, pero que no puede seguir soportando tanta desprolijidad y fanatismo existente en este conglomerado”.

“Tenemos la certeza que el testimonio del Ministro Burgos deberá ser tomado en consideración cuando los miembros del Tribunal Constitucional deban emitir un pronunciamiento y sepan que el Ministro del Interior de este Gobierno considera inconstitucional la ley de aborto”, finalizaron los parlamentarios. 

PUB/NL