Esta jornada, los diputados UDI Andrea Molina, María José Hoffmann y Osvaldo Urrutia, calificaron como “desafortunada” la liberación de más de 700 reos desde la cárcel de Valparaíso.

A juicio de Urrutia “hay que partir siempre de la base que si una persona estuvo privada de libertad, alguna lección tuvo que haber sacado y una vez recuperada la libertad, enmendará su rumbo. 

“Pero nos parece preocupante que la Corte de Apelaciones le haya otorgado la libertad a más de 700 reos que cumplían diferentes condenas, algunas de ellas por delitos bastante graves y que no cumplían con los requisitos para salir de la cárcel”, añadió la diputada Andrea Molina. 

A su turno la diputada Hoffmann precisó que “en los instantes en que una de las mayores preocupaciones de la población es la delincuencia y en el parlamento estamos discutiendo el aumento de penas, no me parece lo más apropiado la medida”. 

El diputado Osvaldo Urrutia dijo además que “sin planes de rehabilitación y reinserción adecuados, la medida no me parece de lo más acertada. Por ello es que voy a solicitar a la Comisión de Seguridad Ciudadana que se cite al director nacional de Gendarmería para que nos explique las razones que se tuvo para dejar en libertad al 90% de los reos que pidieron libertad provisional este año, algo que a lo menos es insólito y no deja de llamar la atención”.       

“Además vamos a oficiar a la Corte Suprema para que desde ese poder del Estado, se nos indique los criterios que se seguirán utilizando para otorgar beneficios a personas privadas de libertad”, añadieron los diputados gremialistas.

PB/MC