La tecnología lleva mucho tiempo asistiendo a profesores y estudiantes en su trabajo diario. Computadores, calculadoras e impresoras se han utilizado desde hace mucho tiempo para las distintas actividades escolares que los requieren. Sin embargo, existe una brecha digital que, si bien año a año disminuye, actualmente no todo el mundo tiene acceso a Internet o a dispositivos inteligentes como computadores, tablets y smartphones. Fundaciones alrededor del mundo buscan combatir la falta de acceso a las tecnologías digitales, las cuales son un gran complemento para la educación, el acceso a la información en general y el aprendizaje.

Donación a jóvenes de escasos recursos

Para 40 jóvenes, pertenecientes a los dos quintiles más bajos de la población, ayer fue el día que le dijeron adiós a los cuadernos y a los textos fotocopiados. Gracias a una iniciativa en conjunto de Fundación Portas y Samsung Electronics Chile, cada estudiante recibió una tablet de alta resolución.

Una de las estudiantes beneficiadas, Danitza Manríquez de 19 años, quien estudia Química y Farmacia en la Universidad de Chile, tras recibir la tablet comentó: “Es genial recibir este tablet, ya que lo primero que se me viene a la cabeza es que va a ser una gran ayuda para mis estudios porque yo no tengo una impresora y podré llevar todo el material, será como mi pequeña computadora portátil”.  Para un estudiante universitario, utilizar una tablet puede significar un gran ahorro dependiendo de la carrera, ya que al estudiar los textos entregados por los profesores desde un archivo PDF, se puede evitar tener que pagar altas sumas mensuales en fotocopias e impresión.

El gerente general de Portas, Rodrigo Tupper, inauguró la ceremonia de entrega de los equipos, y agradeció esta iniciativa, señalando: “Todos queremos que los niños y jóvenes chilenos tengan las mismas oportunidades para recibir una educación de calidad, y con estos 40 tablets creo que de alguna forma, lo estamos logrando”. Tupper enfatizó en que la tecnología se ha convertido en un vehículo canalizador del cambio.

"En las universidades es impresionante ver cómo han penetrado dispositivos como tablets. Sin embargo, hay estudiantes que no tienen los medios para contar con esta herramienta, y por eso hace tanto sentido esta alianza entre Samsung y Fundación Portas, que nos da la oportunidad de donar estos equipos a alumnos de gran potencial", explicó Germán Sáenz, Gerente Senior de Ciudadanía Corporativa de Samsung Electronics Chile.

“Nosotros trabajamos con jóvenes que estudian en la educación superior, pertenecientes a los dos quintiles de menores ingresos del país, para que puedan construir un proyecto de vida", dijo Rodrigo Tupper, invitando a otras empresas a colaborar en esta iniciativa, que busca dar acceso a la tecnología a aquellos jóvenes que no cuentan con los recursos necesarios.

Iniciativas como la de Fundación Portas y Sansung se replican alrededor del mundo. Las posibilidades de Internet son muy amplias y gracias a la facilidad para compartir contenidos es posible aprovechar la red para facilitar a los estudiantes libros electrónicos, contenido audiovisual, interacción con sus compañeros y más. Hoy la mayoría de las universidades en Chile entregan material digitalizado. Este tipo de iniciativas contribuyen a disminuir la brecha digital para aquellos jóvenes que no poseen los recursos económicos, pero que están dispuestos a convertirse en profesionales.

Dependiendo de la carrera, las utilidades para estos artefactos pueden variar, pero en general las tablets permiten conectarse a internet, descargar material en PDF o PPT de las clases, conectarse al correo electrónico, conectarse a redes sociales, revisar el portal universitario, revisar material audiovisual, etc. Además, el factor de movilidad que le permite al estudiante aprovechar tiempo muerto, como por ejemplo, los traslados en micro o metro desde la casa a la universidad. Sin duda alguna tener una tablet es una ventaja en esta era acelerada y de interconectividad.