La Corte de Apelaciones de Santiago elevó de 35 a 50 millones de pesos el monto de la indemnización que debe pagar el Estado de Chile a un ex suboficial del Ejército, quien fue víctima de maltrato laboral de la institución castrense.

La resolución fue adoptada en forma unánime por la Duodécima Sala del tribunal de alzada respecto de la cifra que fijó previamente el 29° Juzgado Civil de Santiago e incrementó el pago por concepto de daño moral a favor del uniformado.

"Que atendido el mérito de los antecedentes, (…) se desprende que el actor sufrió un estado crepuscular debido al acoso laboral del que fue víctima, así como también la prueba testimonial que acredita el daño moral que habría sufrido el actor al haberse truncado su proyecto de vida”, señala la resolución del tribunal de alzada capitalino.

La Sala de la Corte de Apelaciones de Santiago, dejó a firme así sentencia de primera instancia dictada por la jueza, Cecilia Morales, quien estableció la responsabilidad del Estado en el acoso laboral que sufrió el ex uniformado.

"Esta sentenciadora estima que existen los antecedentes suficientes para tener por acreditada la existencia de malos tratos y acoso de tipo laboral por parte de funcionarios del Ejército en el ejercicio de sus funciones, en contra de Cristián Opazo Otárola, durante los años 2007 a 2009, fecha en que se resuelve su retiro absoluto de la institución”, señaló en su fallo.

PUB/NL