La empresa Hospitalia negó este jueves que haya obtenido de forma irregular una licitación de equipos, que sólo ellos venden, con el Hospital de Urgencia de Asistencia Pública (ex Posta Central), al ser una empresa familiar de la hermana de la ministra de Salud, según un reportaje que publicó Ciper. 

A través de un comunicado, Hospitalia señaló que la familiar de la ministra Carmen Castillo, Érica Castillo, "no trabajar en la empresa" y que "la nota periodística reconoce que dicha situación fue declarada al sistema de compras públicas por la empresa, en enero 2015, por el conflicto de interés que se generaba producto de dicha relación familiar con la Secretaria de Estado, documento que el mismo medio presenta en el portal de Chilecompra". 

A continuación, destacan que operan hace 24 años en el mercado y que son "líder en simulación clínica a nivel nacional, por lo que participó en la licitación de equipos para el proyecto del centro de simulación clínica del Hospital de Urgencia de Asistencia Pública, de la Región Metropolitana". 

Agregan que como "Hospitalia nos distinguimos por trabajar bajo un estricto código de ética y contamos con los más altos estándares de calidad, por lo que tenemos la certeza que no hemos cometido ninguna irregularidad en nuestros procesos, por lo que nos ponemos a disposición de cualquier ente público que quiera desarrollar alguna investigación sobre el proyecto aludido en la nota periodística". 

Ciper consigna que el contrato firmado el 22 de octubre de 2015 por la ex Posta Central y la empresa Hospitalia determinó un pago de $174,9 millones a cambio de los mencionados equipos de simulación clínica de alta fidelidad.

 

PUB/CF