Queda cerca de un mes y medio para que los estudiantes vuelvan a clases y algunos padres y apoderados deciden adelantarse en la compras de útiles escolares durante la época estival, por eso es importante tener en cuenta los útiles escolares que los establecimientos educacionales no pueden pedir en sus listas.

De acuerdo al instructivo Nº124 publicado en enero de 2015 por la Superintendencia de Educación, señala que los padres y apoderados tienen el derecho de adquirir los útiles escolares donde sea su preferencia.

Además el documento señala que los colegios sólo pueden excepcionalmente sugerir la adquisición de determinadas marcas por razones pedagógicas o sanitarias, pero no pueden ser obligatorias.

El incumplimiento de las sugerencias que el establecimiento educacional plantea, nunca puede ser un índice para aplicar medidas disciplinarias contra el alumno.

Los útiles escolares que no pueden pedirse a los padres y apoderados son:

-Útiles de aseo
-Útiles de oficina
-Materiales con marcas obligatorias, sólo se pueden sugerir por parte de los colegios.
-Adhesivos tóxicos como silicona líquida