Preocupación manifestó por sus funcionarios el director de Sernapesca, José Miguel Burgos, a raíz de la protesta contra la Ley de Pesca que protagonizaron esta madrugada comerciantes del Terminal Pesquero Metropolitano, en la comuna de Lo Espejo, en las afueras y al interior del mismo.

“Estamos muy preocupados, primero, por nuestros funcionarios, que son funcionarios públicos que están ejerciendo una labor encomendada por la Ley. En segundo lugar, este hecho lo repudiamos señalando claramente que aquí lo que se está haciendo es destruir una actividad muy importante para la pesca artesanal, donde básicamente quien se está llevando la mayor tajada no son los pescadores, sino que corresponden a transportistas, a unos verdaderos carteles que se han formado para poder usufructuar sobre la pesca ilegal, en un negocio que es millonario”, dijo el funcionario.

En relación a las demandas de los trabajadores del Terminal dijo que siempre cualquiera de ellas es atendible y se puede conversar, “lo que uno no puede son los actos de violencia y de la magnitud que han tenido contra funcionarios públicos que simplemente están ejerciendo la función que la propia ley les ha mandatado y, que además, nosotros como lo entendemos, estamos resguardando la actividad de pesca artesanal para las futuras generaciones”.

“La merluza está hoy día colapsada, es un recurso que si no logramos intervenir, va a desaparecer del plato chileno. Ese es el desafío, nosotros entendemos, sabemos de las demandas, sabemos lo que hay, pero en definitiva el problema que tenemos tiene que ver con que esta especie pueda permanecer en la actividad de la pesca artesanal en el largo plazo”, aclaró el director de Sernapesca.

Respecto de las medidas que adoptará debido a los daños sufridos por las oficinas de Sernapesca en el Terminal Pesquero, producto de la protesta, José Miguel Burgos precisó que como funcionarios públicos ante un delito tienen la obligación de notificarlo, por lo que van a emprender las acciones legales correspondientes.

“Estamos evaluando los daños en este minuto. Si constatamos ya la desaparición de algunos equipos como pesas y, lo más preocupante, de algunos timbres que son de uso oficial y que constituyen un daño muy importante para nuestra institución”, puntualizó.

PUB/CM