En una audiencia de deliberación en Arica, un ex estudiante de la carrera de Trabajo Social fue declarado culpable del delito de abuso sexual en contra de ocho menores de edad. El imputado también deberá pagar penas por el almacenamiento de pornografía infantil en el computador de su domicilio. 

El sentenciado identificado con las iniciales S.A.A., arriesga una pena que podría alcanzar hasta los 38 años de presidio, luego de que la madre de una de las víctimas denunciara en agosto de 2014 el delito a la PDI. 

Según información entregada por el Ministerio Público, el imputado era coordinador de las colonias juveniles, actividad que aprovechaba para cometer los ilícitos con los adolescentes. 

En tanto para el miércoles 12 de este mes quedó programada la lectura de sentencia del acusado, quien permanece en prisión preventiva desde el 29 de mayo del año pasado. 

PUB/CM