Cuidado con ese post

Guillermo Bustamante, director de la Escuela de Comunicación Digital y Multimedia de la Universidad del Pacífico, en diálogo con Publimetro fue enfático en recordarle a los políticos que usarán, dentro del nuevo escenario legal, las redes sociales que "lo más importante más que decir es que no decir, en este espacio funciona al reves".

"Hay que tener ojo en el tipo de fotos que se están tomando. No tienes como ver la comunicación no verbal, como interpretar la ironía. Hay que ser muy cuidadoso con el mensaje que se está transmitiendo. Hacerse cargo de la contingencia, conocer a tu público objetivo y sobre todo transparencia".

El próximo 23 de octubre los chilenos volverán a las urnas en el marco de unas las elecciones municipales que no solo lucharán con un fenómeno creciente como es la alta abstención. Ahora, se sumó un instructivo del Servicio Electoral (Servel) que trasladó la batalla electoral a los teléfonos celulares tras prohibir la propaganda política a través de redes sociales e incluso servicios como WhatsApp.

Este instructivo, además, regula la promoción política en lugares como plazas, parques y otros espacios públicos no autorizados, además de reglamentar la instalación de piezas gráficas que superen los dos metros cuadrados, medidas que se suman a un dictamen de la Contraloría -emitido a comienzos de año- que regula el uso de vehículos fiscales y el uso de herramientas como Twitter.

Tras conocerse los alcances de este documento, la Comisión de Constitución de la Cámara de Diputados analizaría un texto presentado por el RN Cristián Monckeberg que buscaría incorporar al concepto de propaganda electoral "el uso de plataformas remotas y redes sociales".

¿Todo es cancha a la hora de la publicidad?

Para los expertos, uno de los temas más complejos al momento de llevar a la práctica esta disposición legar será determinar de manera efectiva qué es propaganda electoral al momento de usar las redes sociales, tal como lo detalló a Publimetro Guillermo Bustamante, director de la Escuela de Comunicación Digital y Multimedia de la Universidad del Pacífico.

"Como será la operatoria es ambigua. Si voy a una feria, me tomo una foto o la subo a Instagram podría pasar como propaganda electora (pero) qué pasa con lo que publican los usuarios. Las redes sociales tienen como base lo que generan los usuarios y los políticos o marcas no pueden controlar lo que dicen un tercero. Existe un delgado límite de lo que se puede controlar y no".

Para el académico, este instructivo se aleja de la tendencia a nivel mundial, donde las plataformas digitales son utilizadas para generar cercanía con el público objetivo más que, por ejemplo, incentivar de manera directa a votar por un candidato determinado.

"Las redes sociales no van a influir en votar por cierto candidato, pero si podrían influenciar a ir a votar. El voto en sí se podría dar por compartir los mismos pricipios políticos. Si yo me doy cuenta que un político piensa lo mismo que yo podría generar mayor cercanía y lo estamos limitando (con esta normativa)", complementó Bustamante.

Un proceso de aprendizaje

Para el director de la Escuela de Comunicación Digital y Multimedia de la Universidad del Pacífico, los políticos chilenos "están aprendiendo a usar las redes sociales. Hay todo un territorio que podrían usar de una forma más estratégica y usando su propio lenguaje: no decir 'vota por mí' sino generar comunidad, espacios de discusión. Es interesante mirar lo que ha hecho el Gobierno con las cuentas públicas".

Junto a ello, el docente señaló que es fundamental que la clase política mire las discusiones que se generan en las plataformas de información y comunicación, ya que si no es capaz "de escuchar lo que usuarios dicen se hace complejo el uso, transformándose en un canal de una vía y no de doble vía. Hay que entender qué es lo que está esperando el usuario, no quiere el contenido típico"

"Hay otro tema importante que tiene que ver con el spam y quizás eso trata de evitar (el instructivo). Me da la impresión que el Servel busca que se respeten los plazos de campaña específicos, los días y horas determinadas", cerró.