Dos funcionarios activos de Carabineros, más uno en retiro, pero que realiza funciones administrativas en la institución, declararon durante este miércoles en la Sexta Fiscalía Militar, en calidad de inculpados, por el robo de más de nueve millones de pesos desde la caja fuerte de la 14° Comisaría de San Bernardo, conocido el lunes pasado. 

La diligencia es encabezada por la fiscal militar Paola Jofré, que en la jornada de ayer realizó una inspección visual en la comisaría en cuestión, también para verificar el lugar donde se encontraba la caja de valores desde donde fue sustraído el dinero. 

Otro tema que le interesó a la fiscal Jofré fue la existencia y ubicación de cámaras de vigilancia, pues sus registros van a ser elementos importantes durante la investigación del robo. 

A partir de esa diligencia la persecutora decidió interrogar a los tres principales sospechosos del “extravío” del dinero, que permanecía en cadena de custodia al interior de la comisaría. 

“Se está tomando las primeras declaraciones indagatorias, por lo tanto estamos recién viendo a quiénes se le van a tomar. El Labocar se constituyó en el lugar para ver si efectivamente había sido adulterada la caja de seguridad. También se la llevaron , la retiraron del lugar”, señaló la fiscal Paola Jofré. 

Agregó que quien estaba a cargo de la caja era la funcionaria en retiro, quien tenía la llave de la caja, la única llave, y que eso se investiga hasta ahora. 

Ha trascendido que es muy posible que los, hasta ahora, tres interrogados queden durante esta jornada en calidad de detenidos, y que también piensa interrogar a toda la dotación de la comisaría. 

Por el momento, no se ha dado a conocer la identidad de quienes están inculpados en el robo. 

PUB/VJ