En el marco del juicio oral contra los padres de Bastián Bravo, el joven que desapareció el 2013 y fuera meses después el 2014, la Fiscalía Centro Norte indicó que existen testimonios que aseguran que la madre del joven lo habría abusado sexualmente.

Esta situación fue indagada por el Ministerio Público durante la investigación contra Mireya Sepúlveda y su esposo Iván Bravo por abusos sexuales y producción de material pornográfico infantil respecto de la hija de 6 años de la pareja.

Al respecto, la persecutora Paola Trissotti señaló que "ya han ingresado dos testimonios que señalan que eventualmente Bastián también habría sufrido algún tipo de abuso de parte de la madre, pero eso son testimonios que están dentro del contexto de investigación que yo llevo".

En ese sentido, se indica que la hermana de Bravo y una funcionaria de la Policía de Investigaciones que interrogó a Sepúlveda fueron quienes dieron a conocer la información a la fiscalía.

Además, los peritos del Servicio Médico Legal que entregaron su declaración durante la jornada indicaron que el padre del joven es narcisista, inmaduro, egocéntrico y que tiene rasgos psicopáticos de personalidad, asegurando que está completamente consciente de sus acciones.

Cabe recordar que el matrimonio enfrenta acusaciones luego que la PDI encontrara en el computador de la pareja una serie de 18 fotografías de la hija de 6 años en donde aparece desnuda, con primeros planos de sus genitales. Todo esto en el marco de la investigación por la desaparición de Bastián.

PUB/CM