Durante la tarde del martes, y tras una masiva marcha de los funcionarios públicos en Santiago y Valparaíso, la Mesa del Sector Público amplió el paro nacional hasta el próximo jueves, todo en medio de la discusión del reajuste salarial que se encuentra trabado hace semanas.

Así, y vía Twitter, el coordinador de la Mesa del Sector Público, Carlos Insunza, informó que los empleados públicos extenderán la paralización para el 15 y 16 de noviembre, sumándose una cuarta semana de movilizaciones tras no aceptar el porcentaje del 4% solicitado por los funcionarios.

Además, Insunza invitó al Congreso a no discutir sobre el proyecto de reajuste sin integrar a los trabajadores, todo ante el guarismo que el Gobierno ofrece para destrabar el complejo escenario.

"Hemos esperado que el Gobierno que hubiera contactado a la mesa para reinstalar la conversación que se inició el fin de semana, lo que hasta el momento no ha ocurrido y evidentemente en estas condiciones y estando absolutamente claros de que el Gobierno públicamente está intentando cursar un proyecto de ley unilateralmente en el Congreso, llegando a acuerdo con las bancadas de parlamentarios, la mesa rechaza esa táctica", mencionó el coordinador, según consignó Cooperativa.

De igual manera, la Central Unitaria de Trabajadores adhirió a la nueva paralización de las actividades, la que fue informada a través de redes sociales. En el mensaje también llama al parlamento a discutir sin apartar a los gremios del diálogo y negociación.

Por medio de un comunicado público, la Asociación Nacional de Jardines Infantiles (Ajunji)  también informaron de la paralización hasta el jueves.

A través del comunicado, la Ajunji justificó las nuevas jornadas de paro por "la nula comunicación que ha existido con el Ejecutivo desde el fracasado encuentro del fin de semana pasado. Además, la MSP-CUT tiene información de que el gobierno intentaría ingresar un proyecto de ley con el reajuste y bonos que han sido rechazados reiteradamente por la Mesa del Sector Público".

Por otro lado, el presidente de la Confederación Nacional de Funcionarios de la Salud Municipal (Confusam), Esteban Maturana, se refirió a que los profesionales de la salud quieren bajar el paro lo antes posible, además de entender la posición de los usuarios. 

 

PUB/IS