El general director de Carabineros, Bruno Villalobos Krumm, despejó las dudas de los funcionarios de su institución en tornó a qué ocurrirá con la gratificación especial de riesgo -el “bono de riesgo”- que recibe el personal operativo.

Lo anterior, porque el pago del beneficio fue suspendido en mayo pasado, porque la Contraloría hizo observaciones administrativas acerca del procedimiento utilizado para entregarlo.

En un video difundido por la institución, el general Villalobos indicó que el tema está absolutamente resuelto.

“Puedo asegurarles formalmente que todos ustedes mantendrán este beneficio económico en los mismos términos que lo estaban percibiendo. De la misma forma y para su tranquilidad, les puedo asegurar que el pago tendrá efectos retroactivos, que incluirán indudablemente los pagos de junio y julio”, dijo.

Y agregó: “Quiero que sepan que este beneficio lo encuentro justo, legítimo y muy merecido. Justo, por el riesgo que asumen en cada uno de los servicios que realizan, por el riesgo que tienen sus desplazamientos, por el riesgo que implica para sus familias su condición de carabineros. Merecido, porque sus jornadas de trabajo exceden con creces a lo que habitualmente trabajan otras personas”.

En el video, Villalobos también desmintió los rumores que circulaban en redes sociales, respecto a que se cambiaría el sistema de pensiones de Carabineros.

Al respecto, afirmó que “no conocemos de ninguna iniciativa que pretenda cambiar nuestro sistema y, por lo tanto, todos mantendrán las jubilaciones en los mismos términos y expectativas actuales”.

PUB/NL