Esta tarde autoridades, dirigentes y vecinos de Chiloé están reunidos en la ciudad de Ancud a fin de encontrar una solución al grave problema que afecta hace una semana a la isla y que tiene bloqueado el acceso a camiones de abastecimiento de bencina y alimentos.

En este contexto, el Subsecretario de Pesca, Raúl Súnico, en conversación con Radio Bío Bío, llamó a los dirigentes a la cordura en sus decisiones para poner fin al conflicto, puesto que reconoció que han debido enfrentar serios problemas.

“Aquí hay mucha gente que requiere que la situación se normalice, necesitamos asegurar una serie de servicios que tenemos que prestar, desde el pago de pensiones hasta las rondas médicas”, dijo el subsecretario.

En tanto la seremi de Salud, Eugenia Schnake, señaló que las movilizaciones ya están generando impacto tanto en la atención como en las actividades de salud pública.

“Los hospitales de Castro, Ancud y Quellón están realizando sólo acciones de urgencia”, indicó.

PUB/MM