El vicepresidente Jorge Burgos se refirió a la posibilidad de acomodar otro recinto penal luego que se conociera que Punta Peuco llegó a su capacidad máxima en septiembre del año pasado y que, a partir del conocimiento de esta información, comenzaran a correr los rumores de un eventual cierre de ese penal.

“Si se llega al 100% de la capacidad, hay que buscar acomodo en otra parte”, dijo el también ministro del Interior. 

Cabe señalar que los rumores apuntaban a que el recinto penal sería cerrado en mayo de 2016, justo cuando los tribunales deben pronunciarse al caso de 10 personas que están siendo acusadas de participar del caso de violaciones  a los Derechos Humanos conocida con el nombre de Operación Colombo.

Situación de las cárceles de Santiago

En esa misma línea, también se refirió al informe entregado por la Corte de Apelaciones que indicaba que los reos en Santiago 1 viven en condiciones inhumanas. 

Al respecto, dijo que “es un informe que no hay que dejar de atenderse” asegurando además que “todo el mundo tiene derecho a la dignidad”. 

Álvaro Corbalán y su hospitalización

Asimismo, el ministro también tuvo palabras para el caso de Álvaro Corbalán, el ex jefe de la CNI que permanece internado en el Hospital Militar desde el lunes, a solo cuatro días desde que se le fuera informado que se mantendría recluido en la Cárcel de Alta Seguridad (CAS) de Santiago y que no volvería a Punta Peuco, como él quería. 

“Depende del punto de vista médico, no conozco el certificado, pero una persona que está en el hospital por mucho tiempo cuando es porque tiene una enfermedad incurable o catastrófica”, dijo el ministro. 

Agregó que “más allá de ser una persona que está condenada, todos en Chile, independientemente de si participaron en delitos, tienen derechos a ser atendidos”. 

PUB/JLM