El ministro vocero de Gobierno, Marcelo Díaz, se refirió este jueves una vez más a la violencia que se ha registrado en las últimas manifestaciones del movimiento estudiantil, afirmando que “la destrucción no es un camino”.

“Entiendo como legítima la movilización estudiantil, desde esa perspectiva puede ser un socio en impulsar los cambios, pero eso tiene que hacerse de manera pacífica, de forma creativa como fue el año 2011”, dijo la autoridad en entrevista con ra dio ADN.

“Primero, ellos tienen que hacerse cargo de que estas son movilizaciones que difieren pero por completo de la creatividad y de la masividad de las que tuvieron en 2011 y que fueron capaces de dar vuelta la agenda pública y que nos tienen hoy día realizando la más profunda transformación del sistema educativo en los últimos cuarenta años”, agregó.

El vocero dijo además que los estudiantes siempre han tenido las puertas abiertas para participar de la discusión sobre la transformación que se está llevando a cabo en materia educativa y que si los estudiantes quieren acompañarlas con movilizaciones están “en todo su derecho”.

“Si ellos quieren acompañarlas de movilizaciones están en todo su derecho, pero hacerlo de un modo tal, de que compatibilicen el derecho de los demás, que sean con carácter pacífico, que se una contribución a la discusión pública de un tema tan importante como es la educación y no con hechos de vandalismo que a los ciudadanos los tienen cansados, completamente irritados”, dijo.

“Lo que hemos visto acá es una suerte de cerrazón, de negativa a dialogar sobre como se puede asegurar que se desarrollen esas movilizaciones con el clima de mayor tranquilidad y con el carácter pacífico que corresponde, para que sean contributivas al proceso que estamos planteando en materia educativa”, agregó.

Díaz concluyó asegurando que el gobierno ejercerá "las acciones legales que la ley nos entrega, hay que exigir una conducta responsable del movimiento estudiantil".

PUB/NL