En prisión preventiva quedó el hombre de 50 años acusado de secuestrar y violar a una joven universitaria de 20 años el sábado 14 de mayo, luego de abordarla en la estación Universidad Católica del Metro.

El imputado secuestró a la joven a las 06:00 horas intimidándola con un arma de fuego y tras mantenerla por varias horas a bordo del transporte público la trasladó a su domicilio en la población San Gregorio, donde la atacó sexualmente.

La Fiscalía Centro Norte informó que se decretó un plazo de 5 meses para la investigación.

Cabe recordar que el hombre tenía antecedentes por abuso sexual tras una denuncia  realizada el año 2011.

PUB/NL