La urgencia del Hospital San Juan de Dios registró un colapso durante este martes por la alta demanda de consultas. 

Los funcionarios del establecimiento médico decidieron atender solo a los casos más graves, siendo que el tiempo de espera para ser atendido registró una demora de hasta 10 horas. 

Rodrigo Gruebler, presidente de la Federación Nacional de Profesionales Universitarios de los Servicios de Salud (Fenpruss) del hospital, dijo que "hoy teníamos alrededor de 55 hospitalizados en los pasillos”, según consignó La Tercera. 

“Se decidió no atender a los casos de mediana y baja complejidad por el hecho que debiera ser el Sapu o los consultorios los que resuelvan esas necesidades”, agregó Gruebler. 

Desde el Servicio Metropolitano Occidente, el director Vladimir Pizarro, dijo que este colapso hospitalario coincide con un segundo peak de enfermedades respiratorias y que lo "lo relevante es que todos los pacientes se están atendiendo, eso es una condición que nosotros nunca hemos dejado de hacer. 

Los trabajadores agrupados en la Fenpruss señalaron que harán una declaración pública este jueves por la alta exigencia que vivió el hospital.