El modelo impuesto por la Municipalidad de Recoleta, que creó la primera farmacia popular del país con acceso a medicamentos más baratos que en el mercado dominado principalmente por tres grandes cadenas farmacéuticas, ha tenido un éxito rotundo y una positiva evaluación de la ciudadanía, sobre todo del sector más vulnerable y correspondiente a la tercera edad. 

En este contexto nacional, durante esta jornada se desarrolló la inauguración de una nueva farmacia bajo este innovador modelo. Se trata de la Farmacia Municipal de Conchalí, la que contará con un stock de medicamentos para su entrega inmediata a los habitantes de la comuna previamente inscritos, considerando que no habrá filtro por grupo socioeconómico y para acceder a ella sólo se necesitará acreditar domicilio en la comuna. 

Así lo señaló durantel la inauguración el alcade de Conchalí, Carlos Sottolichio, quien destacó que  este nuevo servicio “será de acceso universal para todos los vecinos, sin importar a que sistema de salud estén afiliados y, especialmente, para las personas de la tercera edad, montepiados y jubilados a los que les cuesta costear sus tratamientos”.

 

Además de dar por inauguradas las dependencias del recinto, que ya cuenta con la aprobación sanitaria del ISP, el municipio inició el proceso de inscripciones de los vecinos y un catastro de enfermedades destinada a generar una lista de medicamentos con mayor demanda. “Este sistema permitirá contar con un stock de remedios permanente y de entrega inmediata para los vecinos”, sostuvo el jefe edilicio, destacando que esto marca la diferencia respecto de otras comunas donde la entrega de medicamentos es por encargo. 

PUB / DIG