Entre las compras de regalos de Navidad y el pago de cuentas, a las 14:00 horas de este viernes quienes circulaban por el Paseo Ahumada fueron sorprendidos por una estridente guitarra eléctrica, aunque muchos no lograron adivinar de dónde provenía. Para ello, debieron levantar la mirada y ver a un joven de 24 años -y sin polera- en el techo de un baño público junto a su amplificador.

Como si fuera un gran escenario este músico, identificado como Sergio Delgado, dio rienda suelta a su instinto rockero hasta que personal de Carabineros llegó al lugar solicitándose que dejara de tocar, se bajara y los acompañara ya que no contaba con permiso municipal para ocupar espacios públicos.

Así, los cerca de 20 minutos de show dieron paso a minutos de tensión, en el cual la gente se aglutinaba en el lugar para luego entre gritos, aplausos, silvidos, celulares grabando e incluso botellazos a los uniformados intentaron la liberación del joven.

Tras lograr descender, el trayecto desde el espontáneo lugar de presentación hasta el carro -ubicado en la Plaza de Armas- fue complejo. A los efectivos de infantería (que a esa altura llegaban a 10) se sumó personal de caballería, quienes intentaron frenar a la masa humana que ya había aumentado en número y expresaba su furia.

Finalmente, y tras media hora de procedimiento, Carabineros debió destinar cerca de 20 uniformados, personal con caballos y dos carros para poder trasladar al joven a la Primera Comisaría de Santiago, todo ante los cientos de smartphones que registraron cada movimiento de los oficiales y el muchacho, quien solo fue citado y puesto en libertad.

De acuerdo a los primeros reportes oficiales, el joven decidió subir hasta el techo de este baño público ya que la gente "no lo escuchaba", aunque su enojo comenzó ya que una señora lo increpó por su actuación.

Iván Vergara, un joven que circulaba por el lugar, fue uno de los múltiples testigos que siguió la escena hasta el final y relató a Publimetro lo ocurrido en pleno centro de Santiago: "La gente caminó hasta la Catedral manifestándose por la detención del joven. Todos los Carabineros que llegaron lo hicieron en un bus. Era solo un joven que estaba tocando la guitarra y no le hacía daño a nadie".