Durante esta mañana, el presidente de Bolivia Evo Morales respondió al gobierno chileno, luego de que la Presidenta Bachelet anunciara la demanda de Chile contra el país vecino por el uso de las aguas del río Silala, señalando en conferencia de prensa que "¿cuál es el argumento para una contrademanda? Nos roban y nos demandan; usurpan, usufructúan de nuestras aguas del Silala y después nos demandan". 

Tras conocerse los dichos de Morales, el agente chileno en La Haya, José Miguel Insulza, señaló en diálogo con radio Cooperativa que el mandatario "no tiene para qué seguir insultando; ya estamos saciados de insultos".

El ex secretario general de la OEA agregó respecto de los dichos de Morales que "dice que primero le robamos y después lo demandamos y una serie de otras tonteras; ya está bueno de decir tonteras", señalando además que en el plano de las relaciones bilaterales "las cosas empeoran cada vez más cuando se siguen diciendo esas cosas".

Consultado sobre su opinión a la contrademanda boliviana, OInsulza complementó que es una "opción natural, y que Bolivia "tiene perfecto derecho a hacerlo, pero ojalá le metiera menos insultos a sus declaraciones".

PUB / DIG