Chile está próximo a presentar sus argumentos ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya (CIJ), en el marco de la defensa de la demanda boliviana para que nuestro país se siente a negociar por una salida soberana al mar.

Reclamo que el gobierno de Evo Morales ha transformado en un “caso político de gran envergadura” a juicio del agente chileno ante La Haya, José Miguel Insulza.

El ex secretario general de la OEA ha manifestado los últimos días su opinión respecto a la forma en que el Mandatario boliviano ha manejado esta demanda y los anuncios de una nueva presentación, esta vez por el río Silala.

En ese marco, Insulza volvió a referirse al tema, esta vez en  un encuentro realizado en la universidad Miguel de Cervantes.

“Estamos dispuestos a mejorar el acceso de Bolivia al mar, eso no nos afecta. Pero el tema de la soberanía sí”, dijo ante los académicos presentes en la actividad realizada en Santiago.

Insulza se refirió también a las acusaciones realizadas por Evo Morales, por la supuesta instalación de una base militar chilena cerca de la frontera de ambos países.

“Nos tiene muy preocupados no por lo que se dijo ayer o lo que se pueda decir mañana, sino por el clima que crea y que daña las relaciones con Bolivia”.

“Con Bolivia hemos construido una relación de mucha dificultad y debemos tratar de conservarla”, agregó Insulza, apuntando que después del juicio- cuyo veredicto no se espera para antes de 2018- “tendremos que sentarnos a negociar”.

PUB/NL